mujer

Index

Dietas

Maquillaje

Ejercicios

Salud

Decoracion

Soluc. Caseras




Bienvenidos al Sitio de la Mujer  

sentirte bella te hace bien...




Celulitis:

Normalmente entendemos por celulitis una modificación sufrida en el tejido conjuntivo por una acumulación de grasa, líquido y toxinas. Cuando se produce esta disfunción, la piel parece irregular y con pequeños bultitos, es denominada “piel de naranja”

¿Donde se localiza?

La celulitis localizada, por su parte, es la forma más frecuente y las zonas preferenciales de ubicación corresponden a:
Abdomen
Muslos (sectores superior, interno, y posterior)
Nalgas
Rodillas (cara interna)
Tobillos
Espalda (parte inferior y superior) y algunas otras regiones

Varios tipos de celulitis:

Celulitis dura:
Se encuentre en mujeres jóvenes de buen físico y generalmente en deportistas o bailarinas, cuyos tejidos son firmes y bien tonificados y sin edema, lo que dificulta su reconocimiento. La patología, sin embargo, se hace evidente por medio de la prueba de pellizcamiento y aparición de la “piel naranja”.

Celulitis flácida:
Es típica de las personas sedentarias o de aquellas que alguna vez han sido activas y ya no lo son. Algunas nacen con predisposición a padecerla, apareciendo en estos casos en forma temprana, en la pubertad y aún en la niñez.
El estado general se encuentra afectado y los síntomas que aparecen son: fatiga permanente, debilidad general, mareos, tendencia a la hipotensión, nerviosismo e insomnio.
Tanto los mareos como la hipotensión se producen al cambiar bruscamente de posición y se explica por la afluencia de gran cantidad de sangre a estas regiones en detrimento de la circulación cerebral. El equilibrio se restablece rápidamente volviendo la presión, sanguínea a sus valores normales.

Celulitis edematosa:
Se encuentre en pacientes de toda edad, pero es mas frecuente en jóvenes y adolescentes. Es la forma de la celulitis de la pubertad y, cuando aparece en mujeres adultas, éstas refieren haber padecido siempre de “piernas gruesas”.Esta forma clínica por su aparición precoz, presenta consecuencias, tanto psicológicas como físicas. Se localiza principalmente en miembros inferiores a los que invade en su totalidad y hace que se presenten a la inspección con aumento uniforme de tamaño, sin aparente deformación.

Celulitis mixta:
En general las formas de celulitis dura, fláccida y edematosa no se encuentran en forma dura, sino que pueden aparecer en forma mixta.

Factores que determinan la aparición de la celulitis:

La celulitis, aunque no es un fenómeno exclusivo de mujeres, afecta a esta principalmente; además, no se manifiesta de la misma manera en todas las personas. Esto deja ver que existen ciertos factores que predispones a la celulitis:

Los factores hormonales:
En la mujer son abundantes; pubertad, embarazo, menopausia, etc. El aumento de la actividad estrógeno provoca una modificación del reparto y volumen del tejido adiposo, que favorece el cúmulo de grasa.

Factores congénitos:
Se ha comprobado que las personas que tienen antecedentes familiares de celulitis tienen una mayor disposición a padecerla. Por ello, pueden aparecer celulitis en personas no obesas.

Factores alimentarios:
Los malos hábitos alimentarios pueden provocar una eliminación deficientes de lípidos, prótidos y glúcidos, además de trastornos digestivos que implican una mala eliminación de desechos y toxinas.

Estilo de vida:
La vida sedentaria, el tabaco, el alcohol, la ropa ajustada y el estrés, son factores que predisponen a la aparición de la celulitis.

Factores psicológicos:
El cansancio, nerviosismo, la ansiedad, el estrés, en personas que padecen alteraciones circulatorias, favorecen el proceso de formación de la celulitis.

 

Prevención:

Prevenir la aparición de celulitis depende de cada persona. Los siguientes consejos pueden ayudarte:

Gimnasia:
Ejercicio moderado diariamente, favorece el tono y la vitalidad muscular, mejora la circulación sanguínea y ayuda a eliminar el exceso de grasa acumulada.

Sauna:
En sesiones intercaladas con duchas de agua fría.

Masaje  e hidromasaje:
Drenaje linfático y circulatorio.

Dieta equilibrada:
Beber mucho líquido y evitar el consumo excesivo de productos como el alcohol, etc.

 

Tratamiento:

Estos tratamientos se concentran en llevar a cabo una dieta adecuada, en la realización de masajes drenantes y complementarlos con ejercicio físico moderado, que mejoren la circulación y generen pérdida de masa grasa corporal.

Masaje y tratamientos tópicos:
Mejoran el drenaje linfático y estimulan la micro circulación. La eficacia del masaje aumenta cuando se aplica una crema anticelulítica.

Mesoterapia:
Infiltraciones subcutáneas de principios activos con productos despolimerizantes.

Hidroterapia:
Consiste en hidromasajes en bañeras especiales y duchas a presión.

Ultrasonidos:
Utilizados para eliminar los nóludos.

Cirugía estética:
Como la liposucción, en la que se aspiran los depósitos de grasa por medio de una cánula introducida previamente en la zona celulítica.

 

Medicamentos fitoterápicos:

Deben elegirse fórmulas que contengan principios activos que actúen  sobre los tres componentes involucrados en el desarrollo de la celulitis: la microcirculación, el tejido graso y el tejido conectivo.
Los productos utilizados para el tratamiento de la celulitis en su gran mayoría contienen:

Centella asiática (hidrocotile asiática):
Actúa protegiendo el tejido vascular. Estimula la biosíntesis del colágeno.

Ginkgo biloba: posee una alta concentración de sustancias antioxidantes y estimulantes de la circulación.

Mucus vesiculosus:
Es un alga marina rica en aminoácidos, vitaminas, minerales y oligoelementos. Posee yodo, cuyo efecto sobre el metabolismo lo hace recomendable en tratamientos de celulitis. Activa el metabolismo de la células y así ayuda a eliminar tóxicos acumulados.

Ruscus aculeatus:
En su raíz se concentra un principio activo, la ruscogenina, que posee acción venotónica, activa la micro circulación y facilita el drenaje linfático y circulatorio.

Cafeína:
Activa la lipólisis, moviliza la grasa acumulada.

L-carnitina:
Tiene propiedades lipolíticas, ayuda a quemar los cuerpos grasos.

Escina:
Favorece la lipólisis.

 

Los productos anticelulíticos disponibles en el mercado se presentan en formas farmacéuticas orales (comprimidos, cápsulas) y tópicas (cremas, geles y emulsiones)
En su mayoría están compuestos por centella asiática y otros principios activos asociados.
Es importante destacar que la eficacia de estos productos no de basa solamente en sus acciones sino también en su uso continuado. Para poder ver resultados satisfactorios, es decir, una mejoría del aspecto de la piel, se debe seguir el tratamiento durante al menos 2 meses.



Home

Sitemap

Correo








Toda la moda, las peluquerias, peinados, ferfumes, maquillajes, spa, astrologia, salud para la mujer, trucos de belleza, secretos para el hogar, cocina, nutrición, ejercicios, psicologia, novedades, libros, poemas para la mujer, bienestar, manualidades, jardinería, curiosidades y todo para las mamas.

 
Sitios recomendados - Otros links
Copyright © 2009 VerteBella ® Todos los derechos reservados
Hogar Iluminacion Futbol Decoracion Interior Ambientacion